ComunidadUGAP
Columna UGAP
" Si los anunciantes se gastaran la misma cantidad de dinero en mejorar sus productos de lo que se gastan en anunciarlos, ni siquiera necesitarían anunciarlos."
Will Rogers

COLUMNA

ser-distinto

Si no vas a probar cosas nuevas, no entres al marketing

Fecha:03-08-2015

Tomado de Adlatina

Pergaminos le sobran: el Advertising Club of New York la eligió Advertising Person of the Year. Pero antes, en 2012, Advertising Age la incluyó en el ranking de las 100 Most Influential Women in Advertising, y la Chicago Advertising Federation la había nombrado Advertising Woman of the Year.
Recibida en 1976 en la University of Missouri-Columbia y con un pasado en el área de cuentas en Young & Rubicam, J. Walter Thompson y alcanzó su cenit publicitario cuando en 2004 fue nombrada CEO de DDB Chicago, Dana Anderson pasó al lado del cliente cuando en 2009 ingresó a Mondelēz International; y allí fue creciendo hasta ser nombrada vicepresidenta y directora global de marketing, con responsabilidad directa sobre marcas mundiales del calibre de Oreo, Trident y Cadbury.
Iniciando su presentación ante jóvenes profesionales de marketing, el sarcasmo de Anderson salió a luz cuando definió a los creativos publicitarios de un modo tajante: “Son personas encantadoras y te pueden hacer veinticinco videos para la hora de la cena, pero no saben nada de marcas”. Esto, mientras en la pantalla se veía una de las pocas y sintéticas imágenes con que fue amenizando sus palabras, en la que se leía “Tanque de nafta completo, pero sin volante”.
Sin embargo, su ironía en seguida dejó paso a cierta forma de comprensión y remarcó que su verdadera y profunda postura tenía que ver con la creencia casi fanática en la importancia del trabajo en equipo. “Yo sigo a pies juntillas este principio”, señaló, y mostró una pantalla que exhibía un proverbio africano: “Si querés ir rápido, andá solo; si querés ir lejos, andá en equipo”.
“El trabajo en equipo te permite poner en ejercicio la principal virtud que debe tener la persona de marketing: no tener miedo —remarcó, e insistió—: ¡Nunca tengas miedo! No pidas permiso todo el tiempo y no les des la chance a tus jefes de decir que no. Ante cualquier eventualidad tenés a tu equipo. Y eso sí: si no estás dispuesto a probar cosas nuevas y, en su lugar, te gustan las cosas como son ¡no entres al marketing, por favor!”.
Para apuntalar la importancia que en Mondelēz le dan a la falta de miedo, Anderson explicó la filosofía “Fly Fearless” (en español, “Volá Sin Miedo”), que ilustró con una ballena volando sobre una playa llena de gente y sobre la que explicó que era la filosofía que daba sentido al emprendimiento Fly Garage, que su coequiper María Mujica dirige desde Sudamérica.
Como cierre, Anderson retomó algo de la universalidad que había mostrado en varios momentos y, dejando de lado su ironía (una ironía que hacía mucho más interesante cada cosa que decía, hay que reconocerlo), propuso un pequeño y fascinante listado de propuestas en cabezas por un título elocuente:

Deciles sí a cosas como:
— lo perfectamente perfectos que son los consumidores,
— el increíble peso de un insight conmovedor,
— la poesía y la fuerza de una gran estrategia,
— el misterio de una marca indeleble y
— el poder persuasivo de la creatividad.

« Regresar a Menu